Invertir dinero en un salón de fiestas infantiles

Invertir dinero en un salón de fiestas infantiles

Las personas cada día viven en casas o apartamentos más pequeños y la decoración de los mismos pasó a ser algo muy importante. ¿Qué ocurre entonces cuando llega la hora de festejarle el cumpleaños al pequeño o pequeña de la familia? Seguramente lo que NO ocurra es que lo festejen en sus hogares. De esta situación se desprende que invertir dinero en un salón de fiestas infantiles puede generarte una entrada de dinero casi diaria.

 

Por qué invertir dinero en un salón de fiestas infantiles es una buena idea

Invertir dinero en un salón de fiestas infantilesLos niños necesitan espacio para correr y jugar, un jardín con hamacas y toboganes y les encanta ensuciarse sin tener que preocuparse si manchan un tapizado o dejan el piso de la cocina lleno de lodo.

Para dar rienda suelta a sus travesuras y poder desplegar toda su energía, necesitan un lugar amplio, con poco mobiliario y que el que haya sea irrompible, nada de adornos y lleno de  entretenimientos, tanto adentro como afuera.

Es aquí que la idea de invertir dinero en un salón de fiestas infantiles comienza a crecer y materializarse. El lugar que se les brinda a los niños para festejar su cumpleaños soluciona el tema de espacio y preservación del ambiente en los hogares,  a la vez que soluciona el tema de tus ingresos de dinero mensuales.

También te puede interesar   Invertir dinero en el negocio del reciclaje

Requisitos para invertir dinero en un salón de fiestas infantiles

Para invertir dinero en un salón de fiestas infantiles se necesita:

  • El permiso legal para abrir un negocio en el que asistirán niños.
  • La habilitación de bomberos.
  • El alta legal de la empresa ante los organismos correspondientes.
  • Permiso legal para hacer ruido.
  • Una casa con mucho espacio.

 

Equipamiento para invertir dinero en un salón de fiestas infantiles

Lo primero que se necesita para invertir dinero en un salón de fiestas infantiles es la casa. La misma deberá ser amplia y sin escaleras, o al menos, que no sean necesarias de usar. Es decir, sí pueden tener escaleras hacia la azotea de la casa, pero los niños no podrán tener acceso a ellas.

El equipamiento que se necesitará en el salón será:

  1. Refrigerador
  2. Cocina
  3. Castillos inflables
  4. Camas elásticas
  5. Maquinitas de juegos
  6. Footballito
  7. Pelotas
  8. Sillas de plástico resistente
  9. Mesas de plástico resistente o cármica

 

Cómo obtener ganancias al invertir en un salón de fiestas infantiles

Invertir dinero en un salón de fiestas infantiles IIAhora hablemos del funcionamiento. Lo primero es comprar la casa en la cual se realizarán las fiestas. Luego que eso esté solucionado, hay que pensar en cómo se hará para que la gente contrate los servicios que el salón ofrece y cómo funciona un negocio de este estilo.

Publicidad: para publicitar al salón, se pueden hacer volantes para distribuir en la zona, especialmente en las escuelas y los jardines de infantes.

Promociones: del mismo modo puedes hacer saber a la gente acerca de promociones especiales, tales como 50% de descuento para hermanos del niño que festejó el cumpleaños en tu salón.

También te puede interesar   Inicia tu Franquicia de 70 Mandarinas

Con respecto al funcionamiento, se suele alquilar el salón por cinco horas. La primera hora es para que los animadores lleguen y arreglen detalles de en dónde harán su presentación. También es el momento de que llegue la comida y que la familia del cumpleañero vaya llegando y acomodándose. Las tres horas siguientes son de fiesta, mientras que la última hora es para que los niños se terminen de ir y que la familia que alquiló el salón retire la comida que sobró y deje libre el salón.

Por último, el dueño del salón contrata a personal de limpieza para que acondicione el salón para la siguiente fiesta.

 

1 comentario en “Invertir dinero en un salón de fiestas infantiles”

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba